Fotografiar superficies lisas u objetos brillantes puede ser problemático si no se usa la fuente de luz apropiada para este tipo de productos. A continuación se mostrarán algunos esquemas de iluminación que se pueden hacer con un bajo presupuesto y ayudarán a controlar los molestos brillos que disminuyen la calidad de las fotografías.

Antes de retratar cualquier objeto es necesario reconocer sus características, así se determinarán las variaciones de luz que son convenientes para el producto.

Objetos transparentes

Cuando un haz de luz se desplaza a través de un objeto de forma lineal se conoce como medio transparente, como los artículos hechos con vidrio.

Esquema de iluminación Configuraciones de la cámara
 

Uno de los esquemas más sencillos para iluminar este tipo de productos consiste en colocar la fuente de luz detrás del objeto.

 

Siempre que se utilice un trípode no importará que se use iluminación continua o estroboscópica.

 

La luz se debe difuminar con una sombrilla o algunas capas de papel o de tela blanca, ubicadas entre el producto y la fuente de luz. Además, se añadirán trozos de cartón pluma debajo y a los lados del artículo.

 

Así, los cartones pluma ayudarán a reflejar la luz contra el producto, creando una “caja de luz”.

 

ISO: el ISO más bajo (como el ISO 100) guardará el máximo detalle de la imagen y evitará que la imagen aparezca granulada.

 

Enfoque: para utilizar el autofocus de la cámara se debe definir un objeto en concreto. En este caso, los objetos de vidrio exigen que la parte enfocada sea la más oscura y notable.

 

Balance de blancos: este factor dependerá del tipo de iluminación que se use (ejemplo: tungsten, fluorescente, natural, etc.).

 

Apertura del diafragma: una apertura de f/11 o superior permitirá captar el máximo detalle posible del producto.

 

Tiempo de obturación: Cuando se coloca la fuente de luz detrás del objeto es importante sobreexponer ligeramente la fotografía, así que el tiempo de obturación se ajustará de acuerdo al efecto buscado.

 

Objetos con algunos elementos de cristal

A diferencia del anterior tipo de productos, estos objetos tienen partes que no permiten que la luz se desplace a través de ellos, al contrario, reflejan la luz. Por ejemplo, las gafas de sol y los relojes.

Esquema de iluminación Configuraciones de la cámara
La iluminación difuminada de lado funciona para la mayoría estos elementos.

 

Se debe colocar una luz grande difuminada, por una sombrilla, al lado izquierdo del producto; un papel blanco debajo del artículo para que se eliminen los reflejos innecesarios; y dos tableros de cartón pluma, posicionados en forma de V, al lado opuesto de la fuente de luz.

 

La cámara estará ligeramente por encima del objeto.

ISO: el ISO más bajo (como el ISO 100) guardará el máximo detalle de la imagen y evitará que la imagen aparezca granulada.

 

Enfoque: este tipo de producto contiene muchos más detalles que el autofocus puede captar fácilmente.

 

Balance de blancos: este factor dependerá del tipo de iluminación que se use (ejemplo: tungsten, fluorescente, natural, etc.).

 

Apertura del diafragma: utilizar una apertura de por lo menos f/11 para obtener imágenes más nítidas.

 

Tiempo de obturación: el tiempo de obturación se ajustará de acuerdo al efecto buscado.

Objetos metálicos

Estos artículos suelen producir una reflexión especular, la luz se refleja en un ángulo igual al de incidencia.

Esquema de iluminación Configuraciones de la cámara
Posiciona dos luces a cada lado del artículo. Ambas luces deberán difuminarse.

 

Se colgará una tela o papel blanco detrás del producto, que se deslice por debajo de este, y se encaje en la parte de abajo del lente de la cámara.

 

La cámara se ubica ligeramente arriba del producto, con la luz lateral.

 

ISO: el ISO más bajo (como el ISO 100) guardará el máximo detalle de la imagen y evitará que la imagen aparezca granulada.

 

Enfoque: enfocar el centro del artículo.

 

Balance de blancos: este factor dependerá del tipo de iluminación que se use (ejemplo: tungsten, fluorescente, natural, etc.).

 

Apertura del diafragma: utilizar una apertura de por lo menos f/11 para obtener imágenes más nítidas.

En cuanto al proceso de post-producción, se recomienda limpiar las manchas y el polvo de los artículos antes de tomar las fotografías, de esta manera se reducirá el trabajo al momento de hacer retoques fotográficos digitales. Adicionalmente, será el momento de asegurarse de que el fondo es completamente blanco.

Para finalizar, se presentan algunas recomendaciones generales que se deben tener en cuenta cuando se fotografían superficies lisas u objetos brillantes:

  • Limpiar los objetos y manipularlos con guantes.
  • Si el producto tiene etiquetas, emplear una luz puntual con una rejilla, y si es necesario fotografiar dicho elemento aparte para agregarlo en post-producción.
  • Cuando falten fuentes de luz, la fotografía se puede componer a partir de distintas exposiciones.
  • Manejar un teleobjetivo corto, a partir de 70 mm, hará que el producto no se vea deformado.
  • Es indispensable tener un trípode estable.

Fuente: Todas las fotografías son de Krysten Leighty.
Escrito por: Diego Lagos Penagos

Deja un comentario