¿Está sucio el sensor de mi cámara? 4

By junio 30, 2015 abril 19th, 2016 Tutoriales

Siguiendo la serie ¿Está sucio el sensor de mi cámara?

sucio

Vía: fotografía digital

4. Descubriendo manchas con software

Hemos explicado el procedimiento para descubrir si el sensor está sucio a partir de una serie de fotos de prueba. El método es muy sencillo porque no requiere más que hacer las fotos y ver si hay manchas repetidas en ellas.Como consecuencia de dicho estudio, aprendimos que las fotos ideales para encontrar manchas a simple vista son las que tienen un motivo uniforme y un diafragma cerrado.Pero lo mismo que sabemos cómo hacer fotos de prueba para que las manchas sean más visibles, estaría bien disponer de algún método vía software para maximizar su visibilidad. Es decir, partiendo de una foto cualquiera que ya está hecha, se trata de descubrir qué ajustes con Lightroom, Photoshop o el programa que uses habitualmente, hacen que las manchas sean más fácilmente detectables.

Para ello basta con que pienses en qué es lo que hace que las manchas sean más visibles: el contraste local. Es decir, cuanto mayor sea la diferencia de brillo entre un píxel con mancha (más oscuro) y un píxel adyacente sin mancha (más claro), más fácil será detectar los bordes de la mancha.

Así que cualquier herramienta de tu software que potencie dicha diferencia te sirve. Por ejemplo, para el caso de Lightroom, si ajustas el controlador “claridad” (módulo Revelar, menú Básicos) a +100 estarás potenciando los bordes (de hecho si te pasas verás que aparecen halos en los bordes de los objetos). Algo equivalente en Photoshop puede ser aplicar una máscara de enfoque. Pero hay muchos más controladores que te pueden resultar de gran ayuda. Por ejemplo en Lightroom, puedes probar con Contraste, los ajustes típicos de Exposición, HSL (cambiando los colores) y sobre todo el menú Curva de tonos, donde puedes destrozar la foto hasta conseguir hacer visible la más mínima mancha.Si bien en el caso de cómo hacer visibles las manchas vía fotos de prueba el método a seguir es siempre el mismo, en el caso de utilizar programas no existe un procedimiento universal, ya que depende de muchos factores (motivo de la foto, número f, colores, etc).

Veamos algunos ejemplos fotográficos.

Compara la foto original (cielo azul con f/9) con las versiones manipuladas con Lightroom de la misma foto (haz click sobre las fotos para hacer zoom):

f/9

f/9

Lightroom 1

Lightroom 1

Lightroom 2

Lightroom 2

Como puedes ver, en las versiones retocadas con Lightroom las manchas son mucho más visibles. Potenciar la visibilidad de las manchas es más importante de lo que piensas. ¿Por qué? Porque si sólo analizas la foto original, donde a simple vista apenas se aprecia una mancha muy oscura y otras tres o cuatro menos visibles, puede que llegues a la conclusión que tu sensor está sucio, pero no mucho, con lo que no quieras limpiarlo todavía.

Sin embargo, observando la última versión (la foto en B/N) es evidente que el sensor está MUY sucio, mucho más de lo que te pensabas, y que no le vendría mal una limpieza inmediata.

En el siguiente caso hemos aplicado una curva de tonos en Lightroom donde hemos obtenido el negativo de la foto original. De nuevo, en la versión retocada se aprecian mejor algunas manchas.Original

Original

negativo de la foto

Negativo del original

Resumiendo: no te conformes con analizar las fotos originales para saber si está sucio el sensor o no. Utiliza las herramientas disponibles en tu programa favorito para potenciar su visibilidad.

Deja un comentario